LOS ROCKETS SE CORONAN EN UNA MONTAÑA RUSA DE PARTIDO

MVP: Jae Crowder – Houston Rockets (21 ptos, 2 rebotes, 4 asistencias y 4 robos)

Su ostracismo en los primeros partidos de la final llamaron la atención de algunos, pero cuando ha contado con la confianza de su entrenador, incluso de titular en los últimos encuentros, ha devuelto con creces esa confianza. Hoy resultó fundamental en un partido de grandes emociones, y en el que acabó con 21 puntos, 2 rebotes, 4 asistencias y 4 robos en 28 minutos de juego, llevando a su equipo a un +12 cuando él estuvo en pista. Un héroe sin capa.

Cleveland Cavaliers – Houston Rockets (3-4)

Los Rockets lo volvieron a hacer, superaron el factor cancha y con la historia y todo lo demás en contra, lograron vencer en Cleveland para llevarse su primer anillo de la LBPS ante el gran «coco» de la liga. Habría que recordar que los Cavaliers nunca habían perdido una final y después del susto de ayer, se esperaba que salieran con las orejas levantadas ante la posible rebelión de los Rockets. El partido fue extrañísimo, como una montaña rusa, que cuando parecía decantado de un lado, a los pocos minutos cambiaba el aire y el favorito era el otro. Así, después de una primera parte del primer cuarto igualada, los Rockets se fueron en el marcador merced a dos buenas rachas en ataque, que les dieron 14 puntos de ventaja. Estaba claro que no se podía dar el partido por concluido, ya que todavía faltaba mucho, pero los texanos iniciaron bien el segundo cuarto, manteniendo las distancias. De todas formas, con la calidad que hay en ambos equipos, cualquier ventaja que puede esfumar en minutos y así fue. Los Cavaliers empezaron a enchufarlas y pasaron como un avión en este segundo cuarto, en el que lograron un parcial de 41-18 para llegar al descanso 9 puntos arriba. Los Rockets lo habían hecho bien en muchas ocasiones y ese debió ser el mensaje de su entrenador en el vestuario. Sin ponerse nerviosos volvieron a hacer lo que saben, y fueron recortando poco a poco la diferencia hasta volver a meterse en el partido a pocos minutos del final del tercer cuarto. Ahora se presentaba una final a 12 minutos y 2 puntos de ventaja para los Cavaliers, lo que hacía presagiar un último cuarto de infarto. La igualdad fue la nota predominante hasta los últimos 4 minutos, donde se destaparon unos Rockets con un estelar Jae Crowder para romper el marcador y llegar a los últimos instantes con el partido ganado, con lo que se llevan su primer anillo después de unos playoffs inolvidables. El propio Crowder fue el mejor del encuentro, sin olvidarnos de Paul y Gobert. En los Cavaliers, Durant y Wright dieron la talla, con un James algo menos protagonista. Por último, indicar que Chris Paul fue elegido MVP de la Finales.